Pedro Sánchez

lrodriguez
octubre 25, 2018
Una barra con cuatro taburetes y vistas a la cocina. Tres mesas. Un carta que incorpora novedades cada semana, recetas peculiares que redescubren productos o reinventan el modo en que nos relacionamos con ellos. Mucho talento. Un Jaén insospechado en una cocina que es síntesis y búsqueda de lo esencial, pero también placer, sabor y sorpresa. Por momentos logra que visualicemos un insospechado perfil nórdico en la cocina jienense.